El llamado, El Nuevo Corazón y el Discípulo, Ivan M. Baker

La nueva comprensión del propósito eterno de Dios revolucionó el entendimiento del nacimiento cristiano y la palabra “discípulo”. El nuevo nacimiento implica un nuevo corazón capaz de ser manso y humilde, y estos factores son determinantes para que el discípulo pueda aprender del Espíritu Santo mediante la acción ineludible de los relacionamientos en la iglesia. Buenos Aires 1973.

Descargar